Calderón: “Con el PSOE gobernando en Antequera y en Diputación, la residencia de La Vega no se cierra”

El centro cuenta con solo 7 usuarios y mantiene 53 plazas sin ocupar, mientras el PP está favoreciendo la proliferación de residencias privadas

El portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Antequera, Kiko Calderón, y su homólogo en la Diputación de Málaga, Pepe Bernal, se han reunido junto a la Residencia de Mayores de La Vega para hablar de la preocupante situación que están sufriendo este tipo de instituciones en Andalucía.

En concreto, sobre la Residencia de La Vega, Calderón ha acusado a los populares de “estar dejándola morir”, recordando que empezaron a denunciar esta realidad cuando solamente estaban ocupadas 14 de las 60 plazas disponibles, que han ido disminuyendo hasta solo 7 a día de hoy. “Con una plantilla competente, entregada y con vocación, pero totalmente desaprovechada porque el PP no concierta más plazas”.

Todo esto, además, se está dando en un momento donde la falta de plazas en las residencias andaluzas es alarmante. “Más de 9 millones de españoles superan los 65 años, y la esperanza de vida es cada vez mayor. Hay falta de plazas en las residencias públicas, y al final se está provocando la proliferación de las residencias privadas, pero no todo el mundo puede gastarse 1.500 euros mensualmente”, ha asegurado el portavoz antequerano, añadiendo además que el 70 por ciento de estos usuarios son mujeres, quienes, de media, tienen una pensión de 700 euros.

Además, también ha señalado la paradoja de la falta de plazas que existe en la Comarca de Antequera, y sin embargo esté esta residencia pública con 53 plazas vacantes.

Así, Calderón ha exigido a los populares que “cumplan con la palabra dada”, tanto desde Diputación, a quien insta a realizar todas las gestiones pertinentes para que se puedan usar estas plazas, como a Moreno Bonilla, quien prometió antes de llegar al Gobierno que, si él era presidente de la Junta, se concertarían. “A día de hoy, más de cuatro años después, todavía no ha cumplido”. En este sentido, también ha recordado la promesa de Bendodo de dar 2 millones de euros para construir una residencia pública en el centro de Antequera, “también una promesa incumplida Esta es la apuesta del PP con las familias y especialmente con los mayores “.

También ha tenido palabras para el señor Barón. “Cuando Moreno prometía plazas, Barón aplaudía. Cuando prometieron una residencia en el centro, Barón aplaudía. Y yo hoy pregunto: ¿dónde está Barón hoy cuando estas promesas no se han cumplido?”, ha preguntado, mientras acusa a Barón de mirar para otro lado mientras él y su partido deja morir esta residencia pública.

Para Calderón, solo existe una vía para lograr que la residencia de La Vega no se cierre, y es conseguir que el PSOE gobierne en Diputación, para lo que tiene que gobernar en la mayoría de los municipios de Málaga. “Nuestro compromiso es claro: si gobernamos en Antequera y en Diputación, esta residencia no se cierra”.

Servicios públicos desmantelados
Por su parte, Pepe Bernal se ha sumado a las reivindicaciones del PSOE antequerano ante “un lugar simbólico, que demuestra el abandono de las políticas sociales por parte del Partido Popular”, acusando al PP de llevar a cabo unas “políticas de desmantelación” desde que empezara a gobernar en 2011, llegando a desaparecer residencias y centros de atención.

Según Bernal, la Diputación “ha dado la espalda al sentido real que tienen las Diputaciones, que es gestionar los servicios sociales”, ha afirmado rotundamente, añadiendo que estos “no van con ellos” y que prefieren “gastarse el dinero en otras cuestiones en lugar de atender a quienes más lo necesitan”.

Para el portavoz del PSOE en Diputación, cubrir las numerosas plazas que están disponibles pasa “por la voluntad del ente provincial, así como de la Junta”, anunciando a continuación que se va a exigir que se lleve un concierto de las plazas disponibles “para que no haya ningún vecino ni ninguna vecina de la Comarca que las necesite y no pueda estar”.

Asimismo, también se pedirá a la Diputación que, dentro de esas partidas “que tienen para despilfarrar”, se incluya a que estas residencias se encuentren en las mejores condiciones posibles de infraestructuras.