El PSOE antequerano apela a la buena gestión del Gobierno de Sánchez, con avances sociales y la mayor bajada del paro de la historia de la democracia, para seguir construyendo una España progresista a partir del 23J

“No queremos que vuelvan al Gobierno de España la corrupción y los sobresueldos de la mano de un amigo íntimo de un narcotraficante”, afirmó tajantemente el secretario general de la Agrupación, haciendo hincapié en la etapa de recortes y corrupción que el Partido Popular ha protagonizado en nuestro país

El pasado jueves, 6 de julio, daba el pistoletazo de salida la campaña electoral que culminará el próximo domingo 23, y mediante la cual Pedro Sánchez pretende revalidar su puesto basándose en grandes avances en lo económico, pero también en lo social, que se han producido en nuestro país en los últimos 4 años. Durante la pega de carteles, tanto el portavoz del PSOE en Antequera y parlamentario andaluz Luis Ruiz Espejo como el secretario general de la Agrupación, Kiko Calderón, quisieron movilizar al voto socialista.

“Arrancamos una campaña importante para los antequeranos y antequeranas”, comenzó Ruiz Espejo, “ya que nos jugamos mucho el próximo 23 de julio”. En este sentido, para el concejal socialista solamente existen dos caminos: “tenemos que elegir entre avanzar y retroceder”, aseguró, mientras ponía en valor el trabajo realizado por Sánchez durante los últimos tiempos.

Un trabajo que viene avalado “por las cifras económicas, por la bajada del paro o por el número de afiliados a la Seguridad Social”, así como por el avance en derechos y en justicia social. “Pocas legislaturas podrán presentar una gestión como lo hace esta última. Los ciudadanos tienen que elegir entre esta propuesta y la que ofrece el Partido Popular y la ultraderecha, que quiere que España retroceda en todos estos derechos”, algo que se está dejando notar en los pactos firmados en diferentes Ayuntamientos y Comunidades Autónomas, tanto en derechos, como puede ser la lucha contra la violencia machista o el apoyo al colectivo LGBTI+ como el servicios públicos.

“Desde el Partido Socialista animamos, primero, a la movilización del electorado del PSOE, y después, de todas esas personas que quieren que España siga avanzando y frenar el retroceso que busca el PP y Vox. Tenemos esta oportunidad el 23 de julio y tenemos la obligación de frenar esta oleada. Si los antequeranos y antequeranas piensan en el futuro y quieren avanzar, les pedimos que confíen en el Partido Socialista y en el actual presidente, Pedro Sánchez. España tiene que salir adelante”, finalizó.

Movilización de colectivos
Por su parte, Kiko Calderón apeló directamente a varios colectivos, comenzando por los pensionistas. “Que piensen, cuando vayan a votar, quién les ha subido las pensiones 100 euros al mes frente a los 2 euros durante el Gobierno de Rajoy,y quién está dispuesto a que  que sigan subiendo  conforme al IPC”. Los jóvenes fueron el siguiente colectivo en el que Calderón puso el foco haciendo alusión a la Ley de Vivienda o una mayor cuantía para las becas, así como la creación de empleo “que está llegando a cifras récord en la historia de nuestra democracia”, en contraposición a los recortes que pretende el PP.

A las mujeres antequeranas también se dirigió, asegurando que estarán “más seguras”, haciendo hincapié, una vez más, en la lucha activa del Partido Socialista contra la violencia machista. Una serie de leyes aprobadas por el PSOE, y que el Partido Popular ya ha anunciado que derogarán. “Son negacionistas de la violencia machista, y eso no se puede consentir”.

Por último, también hizo un llamamiento a los trabajadores, recordando la subida del SMI alcanzando una “cifra histórica”. “Hemos avanzado bastante en estos años en una situación muy difícil con la crisis sanitaria y con la guerra a las puertas de Europa, y aún así hemos conseguido ser líderes en la lucha contra la inflación, siendo España el país con la inflación más baja de la UE”.

De esta forma, para Kiko Calderón “el avance lo representa el Partido Socialista, mientras que el retroceso lo hace la derecha y la ultraderecha, y el 23 de julio tenemos la oportunidad de seguir adelante con un candidato honesto y limpio frente a un candidato del PP que volvería a los recortes, a los sobresueldos, a la corrupción. No queremos en el Gobierno a un amigo íntimo de un narcotraficante”, expresó tajantemente.