El PSOE exige explicaciones sobre la factura aprobada por el Ayuntamiento dedicada a personal en la ermita de Veracruz, que lleva clausurada desde que se reformó

Supuestamente, se trata de una cifra de 18.041,10 euros por un servicio que el propio Alcalde, Manolo Barón, confirmó en el pasado Pleno que no se está prestando

El portavoz del PSOE en el Ayuntamiento, José Luis Ruiz Espejo, el secretario general de la Agrupación en Antequera, Kiko Calderón, y la edil socialista Noemí Escobar, han evidenciado esta mañana la clausura total de la ermita de Veracruz, que permanece cerrada al público.

Algo que ya fue confirmado por Manolo Barón tras una pregunta por parte del Grupo Socialista en el Pleno de Antequera, si bien es cierto que se prevé que se abra en un futuro a medio plazo, pudiendo ser disfrutado como atractivo turístico o para la realización de eventos, “tal y como fue el objetivo con el que se realizó su rehabilitación”, ha explicado Ruiz Espejo, en el que, además, se incluyó todo el camino que lleva a la misma, así como la explanada del aparcamiento.

Sin embargo, los socialistas se han mostrado “sorprendidos” ante una factura aprobada en el Pleno en el Reconocimiento Extrajudicial de Crédito con el concepto “servicio de personal para la ermita de Veracruz del 1 de febrero al 30 de julio”, que asciende a 18.041,10 euros, y fue registrada el 3 de agosto de 2023.

“Si esto es así”, ha espetado el portavoz, “nos gustaría saber si se ha abonado, ya que el propio Alcalde ha confirmado que la ermita sigue cerrada”. De esta forma, los socialistas, que exigen que el Ayuntamiento de las explicaciones oportunas, solicitará una copia de esta factura.

De esta forma, para Ruiz Espejo, esto no es más que una muestra de lo que ocurre en el Ayuntamiento de Antequera con los Reconocimientos Extrajudiciales de Crédito, algo que se ha convertido “en el día a día del Ayuntamiento de Antequera, cuando debería ser una herramienta, como su nombre indica, extraordinaria”, y como el PSOE ha denunciado ya en más de una ocasión.

“El equipo de Gobierno no hace caso a las recomendaciones de los técnicos municipales para la aprobación de este tipo de facturas”, ha desvelado Ruiz Espejo, a lo que ha añadido que las mismas no vienen confirmadas por los propios técnicos.

“Queremos saber si este servicio se ha prestado, aunque el Alcalde haya dicho que no, y cuáles son los técnicos que han prestado su conformidad al abono de estas facturas”, ha declarado.

“Entendemos que el objetivo será la puesta en marcha de la ermita, pero desde luego, exigimos que se haga con un procedimiento claro, y que se paguen los servicios una vez estén prestados”, ha finalizado.